No te voy a llamar ni una sola vez en cuatro días

Me olvidé de avisar
No te voy a llamar
Ni una sola vez en cuatro días
O si no mujer voy a hacer
Cualquier cosa que me digas


Cuando te piden un presupuesto para un libro y te piden cosas que son irrealizables o modos de pago que no son asumibles, contesto rápido.


«No puedo hacer eso».


«Estos son mis modos y plazos de trabajo, no puedo hacerlo de la manera que me pides».


La fortuna de hacer bien tu trabajo es que este llega a la gente y además lo puedes valorar.


Dejar unos precios muy bajos supone que así valoras tu trabajo y tu implicación.


Parafraseando a Calamaro en los versos que he puesto arriba, no te voy a llamar en cuatro días porque sino voy a hacer lo que me digas.


Como editor no puedo hacer todo lo que me piden los escritores.


«Adrián pido que no me cobres y que nos repartamos los royalties».


«Adrián tradúceme este libro que en Inglaterra nos forramos».


«Adrián imprímeme quinientos ejemplares y sus marcapáginas porque sino me voy a la competencia que sí lo hace».


¿Y?


Pues yo mando un presupuesto completamente personalizado pero ajustado a mi trabajo real, en lo que soy bueno y en lo que creo mejor para un libro.


Así de simple.


Tú, como escritor, tampoco puedes hacer cualquier cosa que te pidan por tus ansias de agradar.


Tienes que escribir con tus tiempos, tus conocimientos, tus prejuicios y tus creencias.


Escribe libre. Sé libre.


Como vemos, tanto para el tema amoroso, como para el tema empresarial de un editor o de cualquier otro, como para el tema de la creación artística de un escritor, es necesario no llamar en cuatro días, no ceder, no dar siempre la razón al cliente, no contentar a todo el mundo porque así crees que venderás más libros. No es verdad.


Si llamas nada más terminar la cita, el otro hará lo que quiera de ti. Y, además, perderás el interés que la otra persona podría tener en tu persona. Si escribes para contentar, no agradarás a nadie, porque a nadie le gustan los pesados ni los cobardes.


Como este y otros consejos, en mi curso de escritura. Que deberías ir comprando:


https://adriannaranjo.com/curso-escribir-un-libro


PD: Si Joe Frazer puede seguir boxeando después de muerto, tú que aún estás vivo deberías saber hacer clic en mi curso.