Estás siendo engañado

El padre del racionalismo, René Descartes, en uno de los momentos de su disquisición, pone la realidad en duda pues el conocimiento que tenemos de todo lo que nos rodea nos lo aportan los sentidos, y estos, son falibles.

Es un hecho que nos engañan, como cuando nos muestran que la Tierra no se mueve y es el Sol quien lo hace. Decía él que no es prudente fiarse de quien, al menos, te ha engañado una vez.



Así empieza la segunda parte de mi curso de escritura. En la introducción: «CUANDO YO MISMO ME PLAGIO O SOBRE LA METALITERATURA».


A veces me pongo menos filosófico y más cotilla. Más terrenal y menos trascendental. Pies en la tierra. Saltar mucho solo es bueno si haces atletismo.


Que los sentidos son falibles es algo que todos deberíamos tener asumido ya.


¿Existe un mundo real, objetivo, más allá de cómo lo percibimos?


Tremenda pregunta.


Un gato ve el mundo de una manera, un perro de otra y nosotros de otra. De hecho, cuando más sabes de algo, más ves de una determinada esfera. Una parte del mundo que estaba oscura, que desconocías siquiera su existencia, ahora está ante ti. O sea que tu mundo ya es otro al de tu yo de antes.


Iluminar zonas oscuras. Ir por la calle con un candil como Diógenes de Sinope. Eso es aprender y aprehender también.


Volvamos.


¿Existe la objetividad, el mundo real, más allá de nosotros? ¿Cómo es ese mundo? ¿Alguien lo ha visto? ¿Cómo podemos ver algo objetivo, tal cual es? ¿Saliéndonos a una quinta dimensión? Si vemos algo siempre será desde nosotros mismos, con nuestros sentidos y nuestros candiles de conocimiento.


Yo miro al microscopio una célula y veo lo mismo que un chimpancé cuando le lavan en el zoo, sin embargo, un biólogo —un experto, ojo cuidado—, ve algo más, mucho más, pero no deja de ver desde su subjetividad.


Sus sentidos también le engañan.


Pero vamos al salseo de mi propio párrafo. A lo mollar.


Saquemos a la maruja/marujo/maruje que llevamos dentro: «no es prudente fiarse de quien, al menos, te ha engañado una vez».


¿Perdonarías una infidelidad?


Mañana trataré este tema. Mientras tanto, compra mi curso. Ya sabes que los sentidos te engañan, pero es mejor ser engañado viendo algo que que toda la habitación siga a oscuras:


https://adriannaranjo.com/curso-escribir-un-libro